Ejemplo de metodología en un proyecto

Publicado el Por admin
Ejemplo de metodología en un proyecto

Qué es la metodología en los proyectos

Sin duda, una metodología de gestión de proyectos bien definida y estrictamente seguida es una garantía firme de que el trabajo se hará a tiempo, dentro del presupuesto y según las especificaciones del cliente.

¿Qué es una metodología de gestión de proyectos? ¿Cómo se puede definir? En términos sencillos, es algo imprescindible para evitar el fracaso y reducir los riesgos, ya que es uno de los factores críticos de éxito, así como la competencia principal del equipo de gestión. Es la forma directa de guiar al equipo en el desarrollo y ejecución de las fases, procesos y tareas a lo largo del ciclo de vida de la gestión de proyectos.

El término «metodología de gestión de proyectos» se definió por primera vez a principios de la década de 1960, cuando varias organizaciones empresariales empezaron a buscar formas eficaces que pudieran simplificar la realización de beneficios empresariales y organizar el trabajo en una entidad estructurada y única (que posteriormente se denominó «proyecto»). La comunicación y la colaboración eran los criterios clave para establecer relaciones de trabajo productivas entre los equipos y departamentos de una misma organización.

Enfoque y metodología del proyecto

A esto se suma el gran debate en torno a lo que debería clasificarse como «metodología de gestión de proyectos». Por ejemplo, cuando preguntamos a nuestros seguidores en LinkedIn cómo describirían Agile, el 46% dijo que lo calificaría como una mentalidad, el 26% como un enfoque, el 22% como una metodología y el 7% como un marco.

Con tanta variedad en lo que la gente percibe como metodología, en este artículo hemos hablado con una serie de expertos para que nos aclaren las cosas. Conozcamos algunos de los enfoques de gestión de proyectos disponibles, para que pueda elegir el más adecuado para usted.

Según el profesor asociado Julien Pollack, director interino del Instituto de Proyectos John Grill de la Universidad de Sídney, una metodología de gestión de proyectos es «un conjunto estructurado de directrices para la acción, con espacio para la interpretación en respuesta a los modelos de entrega locales».

Del mismo modo, la Dra. Fatima Afzal, profesora asociada de la Escuela de Gestión de Proyectos de la Universidad de Sídney, define una metodología de gestión de proyectos como un «conjunto de principios que guían para alcanzar los objetivos del proyecto, con metodologías tanto lineales como iterativas».

Ejemplos de metodologías de gestión de proyectos

¿Qué son las metodologías de gestión de proyectos?  Una metodología de gestión de proyectos es esencialmente un conjunto de principios y procesos rectores para gestionar un proyecto. La elección de la metodología define la forma de trabajar y comunicarse.

La metodología que elija dependerá de su equipo, del tipo de proyecto y de su alcance. La elección de las metodologías de gestión de proyectos (PMM) es una de las primeras decisiones que tendrá que tomar como gestor de proyectos.

La metodología que elija tendrá un impacto profundo y continuo en su forma de trabajar y en la de su equipo.  Las diferentes metodologías de gestión de proyectos tienen sus propios pros y contras para los distintos tipos de proyectos. Algunas están orientadas a la rapidez, otras a la exhaustividad.

La metodología en cascada es la más antigua de esta lista. Fue esbozada por primera vez por el Dr. Winston Royce en 1970 como respuesta a la gestión de la naturaleza cada vez más compleja del desarrollo de software. Desde entonces, ha sido ampliamente adoptada, sobre todo en la industria del software.

La metodología Waterfall es secuencial. También está muy centrada en los requisitos. Hay que tener una idea muy clara de lo que exige el proyecto antes de seguir adelante. No hay margen de corrección una vez que el proyecto está en marcha.

Gestión de proyectos extrema…

Como gestor de proyectos, una de las primeras cosas que hay que hacer al empezar a trabajar con nuevos clientes es elegir la forma más eficaz y adecuada de colaborar con ellos. Y, lo crea o no, es esta decisión la que en última instancia determinará el futuro de su flujo de trabajo, la comunicación con el cliente y la eficiencia del trabajo.

Sin embargo, dada la infinidad de metodologías diferentes que existen, es fácil sentirse abrumado, por lo que resulta útil tener primero una idea clara de los modelos más utilizados, en qué enfoque es mejor centrarse y por qué.

Es importante recordar que cada metodología de gestión de proyectos ofrece diferentes pasos y estrategias que pueden favorecer el éxito de un proyecto. Y una metodología cuidadosamente elegida puede producir las directrices adecuadas para la colaboración del equipo, los objetivos sobre los entregables, las instrucciones sobre los procesos de prueba y una estructura de gobierno eficaz, una supervisión limpia y muchas otras ventajas.

En la guía que sigue, encontrará un desglose de las metodologías de gestión de proyectos más utilizadas. Hablaremos de sus funciones principales en detalle, compararemos sus elementos y ofreceremos ejemplos prácticos de su uso, para que pueda evaluarlos y formular el enfoque correcto.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad